Lucas Vázquez se queda

Lucas Vázquez (29 primaveras) se queda en el Madrid. El extremo gallego ha desechado una suculenta proposición que le llegó estos días desde Qatar y ha apostado por cumplir el año de acuerdo que le resta con el Real Madrid. Era el deseo innegociable del atleta, como ya les ha venido informando AS desde hace varios meses, y igualmente de Zidane. Para el técnico francés, Lucas Vázquez es un jugador-comodín fundamental en sus esquemas, el número 12. La temporada pasada le utilizo de extremo derecho en el 4-3-3, de volante de contención en un 4-4-2 y en ocasiones de contiguo derecho cuando Carvajal no estaba acondicionado. Un multiusos que, adicionalmente, hace piña en el vestuario y cuidador muy buen relación con los pesos pesados del equipo. Lucas es muy querido en el género y tanto Zidane como sus compañeros han celebrado la osadía del atleta, que ha antepuesto las cuestiones deportivas a las económicas.

Es cierto que en la cúpula del club no se veía con malos fanales la salida de Lucas, pero tras la cesión de Brahim al Milán y la posible marcha de Bale al United esa posición ha quedado más abierta para competirla, en la que se encuentran igualmente Marco Asensio y Rodrygo. Lucas sabe que al final de cada temporada con Zidane termina facturando una treintena de partidos, a los que añade un par de goles y tres o cuatro asistencias. El peculio de Qatar puede esperar. Lucas, que llegó a divertirse con España el Mundial de Rusia en 2018, considera que le quedan cuatro primaveras de gran rendimiento en la elite y prefiere seguir en el Madrid con el sueño de convencer al club para una renovación de acuerdo. Y si no es así, en 2021 podrá irse improcedente donde quiera con una prima de fichaje garantizada. Su postura parece la más acertada de todas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *