La realidad del 'caso Bale'

Si fuera liviana, Bale ya habría saliente. Pero no lo es. El suspensión sueldo que cobra, al menos 15 millones netos, impiden que la operación sea factible. El participante no tiene la fallo de que el Madrid apostara cachas por él y nadie puede culparle de que no quiera renunciar a ese entendimiento, más, cuando se siente objeto de tanto agravio (por parte de la Prensa, compañeros y club). El Madrid siquiera tiene la fallo de encontrase con un participante inservible que es el que más cobra de la plantilla anejo a Ramos y con dos primaveras más de entendimiento aún.

Ahora, en realidad sólo importa lo que se está haciendo para intentar que salga. El Madrid no quiere renunciar a cobrar un traspaso, aunque es obvio que llegado el momento lo dejaría salir injustificado para ahorrarse los más de 60 millones de euros que debe pagarle en los dos primaveras que le quedan de entendimiento. Más aún, y esta es una opción carencia descartable (la que probablemente se termine produciendo), no será un mal negocio para la entidad pagarle un año de los dos que le queda de entendimiento para que se vaya (seguiría ahorrándose el Madrid 30 millones de euros).

Desde el club reconocen que no será liviana desprenderse de Bale pero tienen la esperanza desalga este verano. El jugador ya ha admitido que sólo espera que le llegue una oportunidad porque, “con 31 años”, quiere “seguir jugando”. Sí es extraño que Bale dijera en sus últimas declaraciones que ha intentado salir varias veces y el Madrid ha puesto obstáculos. En la última se le negó la marcha al Jiangsu Suning. No pagaba traspaso. Fue el verano pasado. Dejándole ir emancipado el Madrid se habría ahorrado 90 millones de euros. ¿Fue un error retenerlo?

Puede que al platicar en plural Bale se refiriera a una posibilidad de salir precedente, en el verano de 2016, cuando el United de Mourinho estaba dispuesto a tirar la casa por la ventana. ¿Se acuerdan? “Si no hablas, no puedo comprarte”, le llegó a proponer el técnico al participante en un túnel de vestuarios. Entonces, el mercado estaba inflacionado y el United habría pagado un traspaso muy superior a los 100 millones de euros. ¿Un error? Quién iba a imaginar quie la carrera de Bale en el Madrid iba a terminar así. Pero esa es la realidad de su caso.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *